La industria hotelera es una de las más exigentes y con altos estándares, por eso los gerentes suelen sentirse agobiados en su puesto. Si quieres aprender a liderar tu hotel y alcanzar el máximo nivel has llegado al lugar indicado, pues siguiendo algunos de nuestros tips podrás lograrlo. Conocer las nuevas tecnologías resulta esencial, por eso es importante aprender qué es Revpar y cómo calcularlo. Pero aquí obtendrás otros datos interesantes que te ayudarán en tu trabajo.

Tips de liderazgo

Todo líder debe tener un equipo. El primer paso es crear el equipo de trabajo soñado. Busca un personal con habilidades para cada puesto de trabajo; conocer a las personas es una de las mejores habilidades que puede tener un gerente. Ser un buen líder no significa resolver todo solo, para lograr la excelencia todos deben contribuir de una forma u otra.

Ambiente de trabajo

Nada mejor que estar bajo un ambiente de trabajo agradable; no solo para el personal, las personas del exterior también lo notarán. Mantener el positivismo en el lugar de trabajo es fundamental; con pequeños gestos, saludos, sonrisas, fiestas y un poco de motivación se puede lograr.

La comunicación

Mantener con el equipo líneas de comunicación abiertas resulta en beneficios para todos. Los empleados sabrán los requerimientos del hotel, las noticias y los pormenores y tú como gerente sabrás lo que sucede en el hotel. Mantener una buena comunicación es clave para el éxito de todo negocio, y en especial de un hotel.

Escucha a los huéspedes

Por muy bueno que sea el servicio, siempre habrá una u otra queja. Pero no te desanimes, no quiere decir que tú o el equipo estén realizando un mal trabajo. De las quejas siempre podemos aprender, nos dan la oportunidad de mejorar y crecer como negocio. Por ello, escuchar a los clientes es un valioso recurso. Además, qué bien se sentirán si en su siguiente visita hemos tomado en cuenta sus sugerencias.

Capacitación

La industria hotelera está avanzando con la tecnología. Por ello, la capacitación (no solo para el líder sino también para el equipo) es vital. Pueden ser cursos, seminarios, actualizaciones… nunca está de más. Además, para los nuevos empleados puede ser fundamental conocer las nuevas formas de trabajo que en su puesto anterior quizás no existían.

Estos son solo algunos pequeños tips que te pueden ayudar en la gran tarea de dirigir un hotel. Mantén la calma, respira profundo y toma las mejores decisiones y sin duda lograrás maravillas en tu puesto. Si te ha sido útil este artículo no olvides compartirlo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *